domingo, 28 de septiembre de 2014

EL TEMPLO EGIPCIO DE DEBOD. EJEMPLO DE TEMPLO DEL PERIODO DE DECADENCIA EN NUBIA.

LA REGIÓN DE NUBIA Y LOS TEMPLOS RESCATADOS POR LA UNESCO

Nubia era la región de Egipto situada al sur de la primera catarata. Durante siglos fue  la zona colchón frente a las amenazas del centro de África y la región a través de la que arribaban exóticas mercancías, oro y madera. También era el lugar preferido para realizar valiosos reclutamientos de tropas para el ejército egipcio y las fuerzas policiales del país.



Sin embargo, tan sólo a partir del Imperio Nuevo fue cuando esta zona fronteriza estuvo lo suficientemente consolidada (la posesión llegaba a la cuarta catarata) como para que en la Baja Nubia (el Norte) los faraones construyeran templos en cantidad y belleza. Los más notables fueron los speos de Ramses II en Abu Simbel que ya vimos cómo fueron salvados por la UNESCO de las aguas de la presa de Asuam (lago Náser) y colocados en unos recintos que simulan su antigua ubicación. En los periodos ptolemaico y comienzos del romano se construyeron muchos más.

Templo de Taffa, Leiden. Holanda.



Los templos de Abu Simbel no fueron los únicos desmantelados y sacados de su contexto original.  El gobierno egipcio regaló hasta cuatro templos a aquellas naciones que más ayudaron en las campañas arqueológicas de salvamento de los sitios arqueológicos de Nubia.
  • Estados Unidos recibió el Templo de Dendur, que hoy se puede contemplar en el Metropolitam Museum de Nueva York. Es un templo pequeño en honor de dos santones locales, Peteese y Pihor. Se erigió en época de Augusto que aparece en los relieves entre los dioses tutelares. El templo presenta un pilono y una construcción principal detrás de 13,5 x 7 metros.
  • Italia recibió el templo de El-Lessiya, que  hoy se encuentra en el Museo Egipcio de Turín. Es una pequeña capilla en parte excavada en la roca durante el reinado de Tutmosis III, de una sola estancia (5,5 x 3 metros) con un nicho (2 x 3 metros)
  • Holanda recibió el  pequeño templo de Taffa, que hoy se encuentra en el Rijksmuseum van Oudhenden de Leiden. Es de época romana y no tiene relieves decorativos.
  • España recibió el más grande todos los repartidos, el  templo de Debod. Es el único que se encuentra al aire libre, en este caso en el Parque del Oeste de Madrid. Fue construido hacia el año 200 a. C por Adikhalamani, soberano de Meroe,  y dedicado a Amón. En el periodo grecorromano varios Ptolomeos lo ampliaron y se lo rededicaron a la diosa Isis.
El templo de Debod en su emplazamiento madrileño



CARACTERÍSTICAS DEL TEMPLO DE DEBOD

El templo de Debod es una pequeña maravilla que podemos encontrar en Madrid. El emplazamiento escogido para reconstruirlo no podía ser mejor. La visita al mismo es altamente recomendable, porque además hay montajes audiovisuales y una maqueta del antiguo templo y de la zona arqueológica de Nubia que también merecen la pena ver para terminar de comprender estos edificios.

El atardecer de Madrid y el templo.



Viejas fotografías y dibujos muestran una serie de tres puertas en la parte frontal del templo, pero actualmente sólo pueden contemplarse dos. A través de ellos se accedía procesionalmente al edificio. Han desparecido los muros pilonos que cerraban lateralmente estas puertas. Sobre los dinteles podemos ver la típica gola o cornisa egipcia con el disco solar de Amón representado en ella.
La fachada es de época ptolemaica, con cuatro columnas de capitel de papiro campaniforme con intercolumnios cerrado con muros hasta media altura, este rasgos es típico de los templos del periodo de decadencia.



La sala hipóstila hace a modo de vestíbulo y sirve para llevar a la parte principal del edificio y a dependencias paralelas. Incluso de él arranca una escalera que lleva a un piso superior, donde se encontraba una capilla osiriaca y la terraza (hoy cubierta para hacer un pequeño museo). La decoración del vestíbulo data de los tiempos de los emperadores romanos Augusto y Tiberio.  La policromía de los relieves se ha perdido porque estuvo mucho tiempo sumergido bajo las aguas de la primera presa que se construyó en Asuam.



El santuario interior también está repleto de relieves con ofrendas del faraón Adikhalamani a los dioses del Alto y Bajo Egipto. Además del pasillo central, posee cámaras donde podrían guardarse los objetos de culto y, por supuesto, el santuario-altar con un gran monolito de granito donde se abre una hornacina donde se ubicaría la estatua de la divinidad. esta sala es la zona más oscura y sagrada.



Visitar este edificio egipcio en Madrid es todo un lujo.

2 comentarios:

  1. Siento sacarte una errata, pero el Templo de Debod no está ubicado en el parque del Oeste, este parque se encuentra en Moncloa y sin embargo el de Debod está en la calle Ferraz, 1. También llamado como Jardines del Templo de Debod.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues siento discrepar. Puede que el templo de Debod reciba una denominación especial como Jardines del templo de Debod, pero desde el punto de vista del conjunto, se ubica en el parque del oeste. En eso me apoya mi criterio, pero también la wikipedia https://es.wikipedia.org/wiki/Parque_del_Oeste

      Eliminar